miércoles, 19 de agosto de 2009

TESTIMONIOS IV




Tito Martunetta era el afable empleado de la gomería Mentastini, que era del gordo mentastini, saliendo de la rotonda, por la 65, allá por 9 de julio, provincia de Buenos Aires.
Tito solía juntarse con amigos y parroquianos en la gomería del gordo cada viernes a comer un asadazo y tomar unos vinos. Aquel viernes hacia calor y al gordo Mentastini se le ocurrió poner el tablón afuera, con una portátil para iluminar la mesa y una rama colgada para que espante a las cotorritas. Compró repelente y a los que iban llegando les pasaba el aerosol para que no los jodan los bichos.
Tito cortó un salamin y un pedazo de queso y llevó el pan.
El manaza puso el carbón en la parrilla, prendió el fuego y se frotó las manos al ver la bolsa de carne. Habían encargado además unas mollejas en la carnicería hacia como 15 días y habían llegado fresquitas y listas para la parrilla. Le hizo seña al tano Perrone para que abra una damajuana y preparó la tabla grande, la sal y la cuchilla
Varios jugaban al truco, otros conversaban, alguno sintonizaba una radio y ponía algo de música, como de fondo.
La noche estaba calida, el vino estaba bueno y ya se sentía el aroma de la carne en la parrilla.
Todo pintaba como para un alegre y tranquilo asado de fin de semana.
Cuando de pronto…un extraño sonido vino desde el cielo. Como un trueno que crecía de a poco. El murmullo de la charla se calmo de repente y todos empezaron a oír el ruido que cada vez se hacia mas fuerte.
Los comensales se miraron entre si, la intensidad de sonido no paraba de subir. Ya los vasos temblaban en la mesa. Todos salieron del toldo hacia el descampado para ver que ocurría y allí fue que lo vieron pasar por encima de sus cabezas.
Un enorme plato volador venia en franca caída y pasaba por encima de ellos, maniobraba sobre la gomería y se ponía de punta sobre el terreno del fondo llevándose puesta la pila de cubiertas viejas dos plantas de limones, un valiant 2, que hacia de gallinero y un perro, pobre, que olio la carne en la parrilla y se acercó. Que se iba a imaginar pobre animal que lo iba a matar un ovni.
Todos corrieron hacia el objeto volador incrustado en el patio. Esperaron frente a el sin animarse a acercarse cuando de repente una compuerta se abrió.
Un humo blanco apareció desde adentro de la nave y una fuerte luz salió hacia el descampado. Desde el fondo de la nebulosa, comenzó a dibujarse una figura. Los parroquianos se estremecieron, no podían creer lo que veían sus ojos. La figura empezó a hacerse mas clara y de pronto se oyó un ruido extraño mientras se empezaba a ver la imagen desde la nave. Era un enano verde con un mameluco naranja apretando un matafuego. Salio hasta la rampa de la nave, miro a los parroquianos y les dijo:
“Como me pierde la rotonda esa loco!!, no se ni pa´ donde ir!! Yo buscaba el puente de la 5 el que va para capital, me re perdí!!” En ese momento el alienígena se percató de sus casuales espectadores.
Tito Martunetta fue el primer valiente que intento hacer contacto. Dio un paso al frente. El extraterrestre lo miró fijo a los ojos. En medio de aquella imagen y con todo el temor encima Martunetta dijo lo mas amable que se le ocurrió: “¿Queres mollejas petizo? Ya salen, están a punto.”
Acto seguido todos vieron como otros 5 enanos bajaron de la nave cargando dos botellas de vermú, una bolsa de aceitunas, un sifón de esos de plástico y unos tres cuarto kilos de limones.
A partir de ahí empezó la fiesta de verdad. Se comieron las mollejas, jugaron al truco, se tomaron hasta el agua de los floreros. En eso uno de los enanos se fue al plato volador, abrió un par de compuertas pequeñas laterales y dejo ver dos tremendos bafles como de 150 con unos twiter que eran una belleza. Puso un disco de cumbia y pelo unas pastillas intergalácticas que convido a los comensales. Como media hora después era una joda loca inolvidable. El manaza bailaba en calzoncillos, un enano colgado de la portátil gritaba Tarzán y saltaba sobre las cubiertas. El gordo Mentastini le curaba el empacho a un extraterrestre y el tito trataba de sacar a un enano del inodoro…eso nadie sabe como paso pero casi se ahoga el muy salame del alienígena beodo.
Después empezó la guerra de hielo, se entraron a sacudir con lo que había en los vasos, Carlitos se puso a discutir con un enano que era peronista y Alberto se durmió la curda entre los yuyos y apareció lleno de ronchas porque se lo comieron los mosquitos.
Luego vino el bajón. Para lo que los extraterrestres bajaron de su nave tortas de chocolate y un almendrado que estaba para chuparse los dedos. Después el gordo Mentastini se vistió y preparó un café bien amargo como para despertar a la sarta de borrachos perdidos que quedaba en el lugar.
Ya tipo 5, un enano dijo basta. Era hora de partir. Repartieron los visitantes unas fantásticas píldoras que te sacan la resaca al instante, ayudaron a lavar los platos y se dispusieron a partir. Todos se despidieron y prometieron volver a verse. Tan bien la habían pasado en su intercambio cultural intergaláctico, que los extraterrestres prometieron volver a la siguiente semana. Así lo hacen desde aquel día. Cada semana, sin que nadie se de cuenta en la noche nuevejuliense, un platillo volador aterriza en las afueras de la ciudad, después de la rotonda, por ruta 65. Se pasan la joda loca y se van ya casi de mañana. Los que van a esos asados saben que no pueden decir nada, por lo que guardan el secreto en pos de conservar su momento semanal de diversión pura. Vuelven a sus casas y le dicen a sus mujeres que el asado estuvo rico y que charlaron de fútbol. Sería demasiado difícil explicar la verdad. Por mas que no hagan nada malo. Como explicar que el manaza se puso a bailar en calzoncillos en el tablón, o figurar al tito sacando un enano del inodoro, o la cara de Alberto, picado por los mosquitos, o carlitos peleando con un enano peronista o el gordo Mentasttini curando el empacho. No se puede contar la forma en la que se divierten. No se puede decir; se puede vivir. Y esas son cosas que pasan solo cuando uno se junta a comer un asado con sus amigos.

Tito, Alberto, Carlitos, el manaza, el gordo Mentastinni, únicos, fraternos, inolvidables personajes de… TESTIMONIOS.



La conmovedora imagen...no deja dudas...

14 comentarios:

MOMENTOS DE LA VIDA dijo...

Muy divertido!! tal cual un asado entre amigos, con estos otros personajes verdes, me reí mucho!!

"Como me pierde la rotonda esa loco"
genial!!

besos!!

zoe dijo...

Pero guapo que historia!!! es mi segunda visita y estoy muy desorientada, pero si es divertida, con los enanos verdes!! los amigos de asado y todo el relato, si que tienes una gran imaginación...!!!

Besosss Zoe!!!

Groucho dijo...

Los enanos verdes tambien vienen a mis fiestas, ya hacia la mitad, cuando estamos con los licores y los cigarritos de la risa, son mas viciosos.JEJEJE.
SALUD.

Guadalupe Llovet dijo...

Jajjajajajaj!!!! Que bueno tener amigos asi....
Me divertiste la mañana....

Besotes!!!

Zippo dijo...

Esas cosas sólo suceden en asados entre amigos, Pablo. Se forma una especie de mística que facilita la cosa paranormal. La actitud de Tito Martunetta de convidarle molleja al enano,a otros puede parecerles delirante, pero a mí me resultaría de lo más normal en esa situación. Me ha alegrado la mañana, amigo, con su relato.

María dijo...

algo oí sobre el tema la última vez que fui al pueblo. Pero lo tomé como un chusmerío de barrio.
Voy a darme una vuelta por las inmediaciones de la rotonda. Trataré de ubicar la zona por la foto, buscando las colinas del fondo
Muy bueno!

Soledad dijo...

jajajjaaaaa.... muy buena descripción... por esta zona los extraterrestres se han lleva uno que otro habitante... pero de bajar a comer asados... nadie cuenta nada. ¿Será parte del acuerdo?
¿Será que llevan al asado a los que se llevaron?
¿Será que no se llevaron los que dicen que se los llevaron?

Cualquier cosa podemos consultar a Fabio Zerpa... que seguro sabe más que nosotros... eso sí... si lo invitan al asado...fija que NO CUENTA NADA!!!

Laura dijo...

quiero foto del enano borracho por favor!!!! y de paso decile al gordo Mentastini si me enseña a curar el empacho

mujeres ni ahí aceptan para esos asados, no?


besote

Isabel Estercita Lew dijo...

Pablo, muy bueno tu relato, envolvente. Los míos son altos y anaranjados.
Che nunca invitan mujeres?

Besos

Estercita

Pablo dijo...

Momentos: jajaja v iste? las rotondas esas son para perderse che! jejej besosss!

zoe: aja viste? te desoriento este blog no? Es muy distinto al otro. Y lo mejor es eso. Unos genios los amigos verdes verdad? besos

groucho: Ahhhh asi que por alla tambien andan? se ve que pasean bastante y que estanb es varias partes eh? No hay joda que se pierdan! Un abrazo

Guadalupe: Bien por los amigos! Y bien por la alegria de tu mañana beso grande :)

Zippo: Usté porque tiene codigo de asado me entiende bien! Ahi tiene millaje! Sabe lo que tira una molleja a punto sacada de la parrilla. No me diga que no...es un lenguaje universal!
Un abrazo amigo! A ver cuando un asado con un buen vino mendozino!

Maria: Vieroooon! Maria que es del pueblo no me deja mentirrr!
Buscalos eh' estan sobre esa colina, podria jurarlo!
besos


Soledad: Seeee de vez en cuando se llevan alguno., pero se lo llevan de joda y despues lo devuleven. Es como Cocoon, pero de la joda loca. besos!!! Saludos a Fabio Zerpa!

Laura: Pregunto si hay fotos! El enano en el inodoro debe haber salido en alguna parte! deberia investigar a ver si aparece. Mujeres no se puede, no. es asado sin mujeres. No es un problema de generos eh? es que hay cierta confianza para la camiseta agujereada y el flato casual, que con una femina en el lugar, se inhibe facilmente. Vio como es eso...
le averiguo lo del empacho

besosss

Estercita: Mmmm...recien hablaba de eso. Lo invitados a ese asado soin propensos al olor a pata y la camiseta manchada, por lo que la presencia femenina a veces no es muy recomendable. Mucho menos en un pueblo donde las mujeres se concoen... a ver si alguna es amiga de la mujer de alguno...es complicado de explicar vio?

Y si... tus textos son altos y anaranjados :)
besos

Laura dijo...

te pido por favor que sólo te concentres en lo del empacho, lo otro dejá, no te hagas drama.

no soporto los flatos ni casuales ni de los otros, vio?


besazo (jejej)

Capitana del Espacio dijo...

Me dieron ganas de asado con amigos :(

Brillante como siempre, un beso!

Stella dijo...

EStimado capitán: He estado investigando y, según el servicio Hidrogrífico, orograyico y meteoroilógico dependiente del estado nacional,9 de Julio se encuentra en una zona de depresión (y que depresión!)que actúa como centro energético(?). Eso explicaría la presencia de seres intergalácticos.
Esto es sabido desde hace tiempo por los vecinos del lugar que han sabido mantener el secreto. Ahora, no me explico cómo usted, un hombre leal a sus raíces, tiene que andar bocineando las intimidades del pueblo.
Será su responsabilidad si fiestas tán sanas se desvirtúan y pasan a ser festivales descontrolados similares a la "Fiesta del salame casero", "La fiesta del ternero" etc etc (Dios nos libre).
Mientras tanto, espero que las personas que lo siguen tomen esto como una simple fantasía y no invadan ese terruño en busca de jolgorio extraterrestre.
Aparte de este comentario ¡Muy bueno su relato! Cuando pase por ese lugar me voy a acordar de la festichola.

Pablo dijo...

Laura: Ahhh jajaj viste? La reuniones de un genero solo permiten cosas que las reuniones mixtas no. En fin, un poco de ambas.
Te averiguo lo del empacho!
besos

Capitana: Tocaya! A ver si se organiza un asadete con la banda . A full eh? que se vienen lindos dias!
besos


Stellita:
Varias cosas: Primero, todos los dias se aprende algo. Ahora todos sabemos que existe en nuestra patria el servicio Hidrogrífico, orograyico y meteoroilógico. Y eso, claro, nos da mucha gratificación. Segundo: Eso de la depresion es relativo. Si viene viento, 9 de julio esta en un pozo, por eso se salva. Si viene el agua, 9 de julio esta en una loma, por eso se salva.
Ojo, por ahi los enanos verdes estos,bajan y la suben en pueblo, quien te dice...
Por otra parte no me voy a hacer cargo de la responsabilidad que me endilga sobre este relato, ya que a mi me llegó por correo en un sobre anonimo, tal como me llegan cada uno de estos testimonios.
Yo no se quien los recopila.Por ahi un lunatico, por ahi una oficina del gobierno, por ahi el FBI, ponele...que siempre esta en todas partes.
Un dia estaria bueno hacerle una nota al que manda esto no?
Yo lo que se, es que hay gente que sabe pasarla bien, no me compare este asado monumental con la fiesta del ternero che...faltaba mas...!!

Besosssss